Victimas se quitaron la vida después de ser violadas

Una tenía 22 años y la otra tenía 13 años.

En las últimas horas, dos víctimas de violación se quitaron la vida por miedo a sus agresores. El primer caso se registró en Santa Cruz y el segundo ocurrió en La Paz.

En la comunidad Santa Rita, en el municipio cruceño de El Torno, una joven de 22 años tomó esa determinación y dejó una carta en la que reveló que fue agredida sexualmente desde que era niña por su padrastro.

La muerte de la joven destapó el caso de una violación múltiple en su familia, según la investigación, el agresor cometió los abusos cuando las víctimas dormían. El caso aún es investigado por las autoridades de la Policía y del Ministerio Público.

En la comunidad de Huayhuasi, en el sur de La Paz, una niña de 13 años se quitó la vida luego de recibir amenazas de sus violadores. La mamá contó que la víctima fue agredida sexualmente desde que tenía ocho años por dos vecinos.

De acuerdo con la familia, los agresores son padre e hijo, ambos vecinos de la comunidad. La mamá contó que los agresores ya fueron denunciados, pero fueron liberados porque tienen dinero.

Luego de la tragedia, la Policía llegó al lugar y aprehendió al hijo acusado. El otro agresor, el padre, fue detenido anoche, estaba escondido en la casa de sus familiares, según Julio Larrea, director de la FELCC de La Paz.

En las últimas horas, otro caso conmovió a la ciudad de Cochabamba. Una mamá intentó quitarse la vida porque el hombre que agredió sexualmente a su pequeña hija fue liberado.

La mujer contó que su niña de 10 años de edad fue víctima de violación desde que tenía siete años por parte del agresor que fue liberado. Dijo que ya estaba cansada de pedir justicia y no ser escuchada.

Cerrar