Sábado 23 de Enero 2021

¿Sabías que puedes liberar el estrés a través de los dedos de las manos?

Se trata de una técnica japonesa que ayuda a eliminar el malestar corporal, calmar la ansiedad y las emociones negativas.

Se trata de una técnica japonesa que ayuda a eliminar el malestar corporal, calmar la ansiedad y las emociones negativas.

Para nadie es un secreto que el confinamiento prolongado a raíz de la pandemia del coronavirus tiene a la gran mayoría estresados, ansiosos y malhumorados.

No son pocos los que darían cualquier cosa por un par de días en la playa o el campo, para liberar las tensiones y recargar las pilas para el año que recién comienza.

Pero mientras la inmunidad contra el Covid-19 no sea una realidad a nivel global, habrá que esperar y hacer todo lo posible para respetar las medidas de prevención y así evitar el contagio.

Pero para los que no pueden con el estrés y el encierro, hay una técnica japonesa para liberar el estrés y el malestar corporal a través de los dedos de la mano.

Cada dedo refleja un sentimiento o emoción en específico. A continuación la lista que explica qué rol juega cada dedo en esta curiosa pero efectiva técnica.

Dedo meñique: al presionar este dedo, lograrás calmar tu ansiedad y sentir serenidad. Eliminar el pesimismo y concentrarás tus energías en lograr aquello que tanto te propones.

Dedo anular: la técnica en este dedo logra suprimir la depresión, la tristeza y melancolía. Además, ayuda a la hora de hacer una elección o tomar una decisión, pues aumenta tu nivel de concentración.

Dedo mayor: es eficaz para poder frenar y controlar sentimientos y emociones negativas, tales como la ira, el enojo o cólera, así como también la frustración.

Dedo índice: el sujetar este dedo te ayudará a controlar los miedos.

Dedo pulgar: al hacer presión en él podrás eliminar todas tus preocupaciones, nervios y emociones a causa del estrés.

Para que funcione correctamente, hay que asegurarse de sujetar todos cada dedo con el puño cerrado, y hacerlo con intervalos de 20 a 30 segundos entre cada uno.

Fotos: Shutterstock

Cerrar