Martes 03 de Julio 2018

La FDA citó a Facebook, Instagram y otras compañías para discutir la venta ilegal de opiáceos en internet

Entre las plataformas sociales y los navegadores, las ventas ilícitas de opiáceos online se multiplicaron por diez en sólo tres años.

infobae

Facebook e Instagram, entre otras grandes plataformas tecnológicas, asistieron a una cita con la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). La cumbre sobre opiáceos apuntó a discutir cómo atacar la venta ilícita de opiáceos en las redes sociales y mediante buscadores.

“La adicción a los opioides, y su abuso, es una crisis de salud pública inmensa“, describió la FDA. “En promedio 115 ciudadanos de los Estados Unidos mueren cada día por una sobredosis de opiáceos. En 2016 los opiáceos mataron a más de 42.000 personas, lo cual superó la cantidad de muertes en accidentes de tránsito en todo el país“. Estimaciones no oficiales de la cifra de muertos de 2017 hablan de 63.000.

En enero de 2018, un informe del Subcomité Permanente de Investigaciones del Senado advirtió a la FDA que era extremadamente fácil comprar opiáceos en línea, y la Asociación Nacional de Juntas Farmacéuticas estimó que el 91% de las búsquedas en los tres motores más importantes llevaba a las personas a un vendedor ilegal en internet.

Entre las plataformas sociales y los navegadores, las ventas ilícitas de opiáceos online pasaron de estimarse entre USD 15 millones y USD 17 millones en 2012 a entre USD 150 millones y USD 180 millones en 2015, calculó la Universidad Carnegie Mellon.

La lista de empresas convocadas incluyó también a Twitter, Bing, Alibaba, Google, Yahoo, Pinterest y Reddit, además de sitios de compras como eBay, Amazon y Craigslist.

Según la publicación sobre medicina Stat, el director de la FDA, Scott Gottlieb, citó a las redes sociales y demás plataformas porque considera que una acción más efectiva de sus propietarios es un paso crítico para enfrentar la emergencia que se vive. “Las farmacias ilegales, los distribuidores y otros criminales usan cada vez más los recursos de internet para expandir la distribución de opiáceos en línea, porque el riesgo de que sean detectados y sufran repercusiones es significativamente menor”.

Las compras se gestionan por medio de las plataformas y se pagan con tarjetas de crédito prepagas, giros postales o bitcoin, todas formas de volver anónimas a las personas en la transacción.

Aunque las grandes compañías tecnológicas insistieron en la neutralidad de sus plataformas, y en el riesgo de censura que podría conllevar un aumento de su responsabilidad, según NBC las ventas de opiáceos en línea se trasladaron hace mucho de los sitios de la red oscura, como Silk Road, “a sitios de redes sociales y buscadores populares”.

Gottlieb dijo que otra parte importante del problema es que muchos consumidores creen que compran oxicodona y otros analgésicos, pero en realidad están comprando el letal fentanilo, que aumentó enormemente la cantidad de sobredosis en 2017. “No quiero quedarme un paso atrás de este peligroso giro en esta crisis”, dijo en sus comentarios a las tecnológicas. “Por eso vamos a contraatacar con fuerza a la venta ilegal de drogas ilícitas que se compran y venden en línea en muchos casos, y fluyen por los correos internacionales”.

Fotos: Shutterstock

pixel

//

Cerrar