Jueves 17 de Diciembre 2020

Fallo histórico: juez dictamina que niña de 9 años murió a causa de la contaminación del aire

La británica Ella Adoo-Kissi-Debrah es la primera víctima del mundo por contaminación atmosférica.

Ella Adoo-Kissi-Debrah, una niña de 9 años originaria de Lewisham, en el sureste de Londres, falleció el 15 de febrero de 2013 tras un ataque de asma. Siete años después, un juez dictaminó que la causa de su muerte se debió a la contaminación del aire.

La niña sufría de asma grave, lo que le provocó episodios de paros cardíacos lo que la obligó en reiteradas ocasiones y durante años a ser ingresada de urgencia en el hospital, según señala CNN.

Ella vivía con su familia a escasos metros de South Circular, una de las carreteras más transitadas y congestionadas de la capital del Reino Unido. La insuficiencia respiratoria aguda, el asma grave y la exposición a la contaminación del aire fueron señaladas como la causa médica de la muerte.

“Mi conclusión es que la contaminación atmosférica contribuyó materialmente a la muerte de Adoo”, anunció el juez adjunto del distrito de Southwark en Londres, Philip Barlow.

El magistrado señaló que durante el curso de su enfermedad entre 2010 y 2013, la joven “estuvo expuesta a niveles de dióxido de nitrógeno y partículas superiores a las pautas de la Organización Mundial de la Salud”.

“La fuente principal de su exposición fueron las emisiones del tráfico”, agregó.

Según las organizaciones benéficas Asthma UK y British Lung Foundation, Ella fue la primera víctima en el mundo en tener la contaminación del aire como causa de muerte en su certificado de defunción.

Por su parte, la madre de la niña, Rosamund Adoo-Kissi-Debrah, señaló que consiguieron justicia para su hija, pero que aún hay otros niños que están en la misma situación.

“Mientras caminamos por nuestra ciudad, todavía hay niveles ilegales de polución atmosférica. Este asunto está lejos de haber terminado”, dijo.

Foto: The Ella Roberta Family Fundation

Cerrar