Jueves 05 de Mayo 2022

El turno de Amber para defenderse

"Me reí porque creí que estaba bromeando y él me abofeteó el rostro”, dijo Heard.

Durante la tarde de este miércoles, la actriz Amber Heard dio inicio a su testimonio en el estrado en medio del mediático juicio contra su ex esposo, Johnny Depp, donde existen acusaciones mutuas de difamación y violencia doméstica.

Así, la intérprete repasó su infancia, su juventud, su carrera y llegó hasta el momento en que comenzó el romance con Depp, afirmando que ocurrió en las filmaciones de Diario de un seductor, cinta que protagonizaron en 2011.

En aquella película, Depp interpretó a Paul Kemp, y, de acuerdo a la actriz, el protagonista de la cinta se acercó a ella para felicitarla al obtener el papel de Chenault. Así, la intérprete describió los coqueteos y acercamientos que compartieron durante el rodaje de la cinta.

De acuerdo a la actriz, el hombre de Piratas del Caribe constantemente realizaba comentarios sobre cómo vestía y los papeles que conseguía para su trabajo. Fue entonces que Heard fue consultada sobre si recordaba la primera vez que Depp la golpeó. Según relatan los informes, ha sido uno de los instantes más complejos del proceso judicial.

“Sí”, respondió. “Ese momento cambió mi vida”, aseguró.

Entonces, la actriz rememoró una noche en que compartían en un sillón. “Estábamos sentados uno al lado del otro, estábamos conversando. No había pelea ni discusión”, recordó.

De acuerdo a la intérprete, Depp estaba bebiendo y, asegura, también estaba “consumiendo cocaína”. “Bebíamos, hablábamos, escuchábamos música y fumábamos cigarrillos. Estábamos sentados en el sillón y le pregunté por su tatuaje en el hombro”, recordó Heard.

Dicho tatuaje, de acuerdo a Heard, “se veía como marcas negras. No sabía lo que decía. Era un tatuaje muy borroso que no se podía leer”.

Aquella marca hace referencia al tatuaje de Depp que en su momento decía “Winona forever”, en referencia a su ex pareja, Winona Ryder. Depp borró parte del tatuaje y dejó escrita la frase “Wino Forever”, lo que se podría traducir como “vino por siempre”.

En el recuerdo de Heard, la actriz le preguntó a su pareja qué decía aquel tatuaje, a lo que Depp mencionó “Wino”.

“Pensé que estaba bromeando, porque no parecía decir eso y me reí. Solo me reí porque creí que estaba bromeando y él me abofeteó el rostro”, dijo Heard. Estaba al borde de las lágrimas y muy afectada por el relato.

“Pero entonces él empieza a preguntarme ‘¿te crees divertida?’, y volvió a abofetearme. Ahí me di cuenta de que no era una broma”, aseguró.

“Nunca me habían golpeado así. Soy una adulta. Estaba sentada con el hombre que amo y él me abofeteó sin razón”, añadió con la voz quebrada por el llanto. Entonces, afirmó que el actor se puso de rodillas y la tomó de las manos para rogarle perdón.

Desde el minuto en que Amber Heard inició su declaración, Johnny Depp se dedicó a mirar el escritorio y ha evitado mirar a su exesposa.

Cerrar