Martes 19 de Abril 2022

Condenan a 25 años de prisión a un policía por matar a dos delincuentes

Fue encontrado culpable del delito de “homicidio calificado”.

Luciano Nocelli, un policía que en mayo de 2019 mató a quemarropa a Jimena Daiana Gramajo y Maximiliano Rosasco, tras un intento de robo, recibió el pasado lunes una condena de 25 años de prisión, tras haber sido encontrado culpable del delito de “homicidio calificado”.

La sentencia de este caso estuvo a cargo de los jueces Román Lanzón, Carlos Leiva y Mariano Aliau, quienes consideraron que el policía cometió un “abuso de sus funciones como miembro integrante de una fuerza de seguridad”.

De acuerdo a la investigación que realizó el fiscal Adrián Spelta, Nocelli efectuó dos disparos con su arma reglamentaria contra Gramajo, de 25 años, y le disparó en al menos dos ocasiones a Rosasco, de 35, cuando ya se encontraba en el piso y desarmado.

Las cámaras de seguridad que se encontraban en el lugar, fueron decisivas para el accionar de la Justicia.  En las imágenes se puede ver cuando un móvil policial gira hacia la izquierda en el Boulevard 27 de Febrero hacia Buenos Aires, donde Gramajo esperaba sobre una moto.

Tiempo después el vehículo y su conductora caen al piso y aparecen en escena Rosasco con Hugo Leone, el otro policía que iba sobre el patrullero. Es ahí donde se genera un enfrentamiento a corta distancia y al agente que tropieza y termina de espaldas en el asfalto. El delincuente rodea la moto por detrás y de inmediato también cae al suelo, aparentemente herido y desarmado.

Según las conclusiones de la Justicia, fue en ese momento en el que el policía condenado aparece desde el margen izquierdo del video y realiza al menos dos disparos .La mujer, según las pericias, fue baleada a una distancia máxima de 70 centímetros, mientras que el hombre fue baleado también por la espalda y con su arma, una pistola calibre 38, a más de un metro de distancia.

Los jueces absolvieron a Leone. Consideraron que, a diferencia de su colega, disparó justificadamente contra el delincuente porque “suponía una amenaza” para su integridad física.

Se debe mencionar que tanto el joven ,que tenía un antecedente por tentativa de robo en un hecho ocurrido dos años antes, como la chica que lo acompañaba, quien no tenía antecedentes delictivos y era madre de tres niñas de 3, 6 y 9 años, murieron horas después del hecho en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez.

En vivo

Programación completa
Cerrar