Jueves 29 de Octubre 2020

Cerca de 300 venezolanos han sido detenidos en España por tener permisos de conducir falsos

Se les imputa haber comprado una licencia en Venezuela para canjearla por una española, pero la mayoría alega que es inocente.

Un total de 293 personas de origen venezolano han sido arrestadas en España por tener permisos de conducir falsos. Muchos de los detenidos, que han sido liberados con cargos, alegan que obtuvieron su licencia en Venezuela de forma lícita tras haber superado las pruebas.

La campaña de arrestos fue anunciada este martes por la Policía Nacional, pero la preocupación ya corría desde hace al menos dos semanas en la comunidad venezolana en España. La noticia que circulaba por redes sociales ha preocupado a miles de venezolanos que esperan que la Dirección General de Tráfico (DGT) convalide sus permisos.

Y es que tener antecedentes policiales puede suponer que las autoridades de extranjería paralicen el proceso y muchos dependen de su carnet para continuar desempeñando su trabajo, entre ellos numerosos repartidores a domicilio, un sector donde predominan los venezolanos.

La policía detectó en agosto un nuevo formato de carnet que no cumple con los requisitos legales requeridos para el canje por uno español de acuerdo con el convenio de convalidaciones entre ambos países. Venezuela creó hace años este nuevo formato de papel con un código QR para que los titulares lo descargaran desde la página web del Gobierno venezolano y lo imprimieran.

De acuerdo a las autoridades, algunos arrestados recurrían a grupos criminales para conseguir una falsificación del formato anterior, contactando con mafias en Venezuela que les conseguían una licencia a cambio del pago de 90 dólares.

Los abogados dicen que, en efecto, hay personas que han recurrido a mafias, pero añaden que dentro de los afectados se encuentran personas inocentes que obtuvieron su permiso de conducir en Venezuela después de superar las pruebas teóricas y prácticas. “Por culpa de la situación en Venezuela se ha generado una sospecha generalizada sobre todos sus ciudadanos”, lamenta el abogado Tony Carrero.

El problema de las licencias de conducir venezolanas se remonta a 2018, cuando las autoridades españolas cancelaron el canje tras detectar documentos falsificados. España reanudó la homologación en julio de 2019 y recibió entonces una avalancha de solicitudes que provocaron largas listas de espera en la DGT, publica El País. 

La operación policial supone una de las mayores de los últimos años contra la falsificación de carnet de conducir, una situación que podría estar repitiéndose en otros países hasta donde han llegado miles de venezolanos en los últimos años.

Foto: Shutterstock.

En vivo

Programación completa
Cerrar